Lunes 24 de Julio 2017

Mujeres y niñas con discapacidad requieren atención comprometida

A propósito de conmemorarse el Día Internacional de la Mujer podemos decir que hoy son numerosas las conquistas que han logrado las mujeres pero que aún siguen los desafíos para que puedan obtener un trabajo, educarse, disputar espacios políticos y sociales y vivir sin la amenaza de la violencia y la discriminación.

compartir: | | |

Pero hay un colectivo, el de las mujeres y niñas con discapacidad, que requiere de una especial atención y una acción ciertamente comprometida, porque ellas se encuentran en el cruce de dos construcciones sociales, el género y la discapacidad, con conceptos muy arraigados en el seno de la sociedad que no favorecen su inclusión.

Cuando se transponen discapacidad y género, hay consecuencias indeseables que podrían aparecer  potenciadas: el riesgo de la violencia y los estereotipos.

La violencia contra las mujeres es la expresión de la relación de desigualdad entre géneros y está basada en la supuesta superioridad de un sexo, el masculino, sobre otro, el femenino.

En el caso de las mujeres con discapacidad, ellas están comprendidas en un grupo con dificultades de integración social, sobre el que pesan prejuicios sociales, discriminación y una clara vulneración de sus derechos básicos, factores que apoyan el hecho de que, probablemente, sufran un índice mayor de violencia que el resto de las mujeres.

Son potenciales víctimas de violencia familiar o doméstica e institucional, ya que se encuentran más expuestas por la probable dependencia no sólo física sino también económica, aunque aún hoy las estadísticas no las contemplen en particular. 

Los estereotipos, como conjunto de prejuicios o creencias, recaen, negativamente, sobre las niñas y mujeres con discapacidad. Ellos impiden ver sus habilidades; reconocer su derecho a ser madres; a participar activamente en la vida pública; a aparecer en los medios como mujeres o niñas, no como rarezas o bajo la versión vacua del ejemplo de vida.

Ellas tienen derecho a atravesar la vida sin la rémora del estereotipo.

Y en este sentido es oportuno recordar la Convención sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad en cuanto dice que Los Estados Partes reconocen que las mujeres y niñas con discapacidad están sujetas a múltiples formas de discriminación y, a ese respecto, adoptarán medidas para asegurar que puedan disfrutar plenamente y en igualdad de condiciones, de todos los derechos humanos y libertades fundamentales”.

Por eso, desde el Defensor del Pueblo de la Nación nos comprometemos a seguir trabajando activamente para defender esos derechos y el de todas las mujeres.

Developed in conjunction with Ext-Joom.com

Developed in conjunction with Ext-Joom.com

Developed in conjunction with Ext-Joom.com

Developed in conjunction with Ext-Joom.com

Developed in conjunction with Ext-Joom.com