Martes 26 de Septiembre 2017

La Defensoría del Pueblo pide equiparar valores de llamadas entre teléfonos fijos y móviles


La Defensoría del Pueblo de la Nación exhortó a la Autoridad Federal de las Tecnologías de la Información y las Comunicaciones a que fije como valor de referencia para las comunicaciones entre telefonía fija-móvil, el mismo que se aplica para las comunicaciones entre líneas fijas.

compartir: | | |

Este pedido devino tras un exhaustivo análisis de los presuntos perjuicios derivados de la estructura de precios y valores existentes en el mercado para los servicios de telefonía móvil.

Recordemos que el Poder Ejecutivo nacional había instruido -por decreto del año 1997- a la ex Secretaría de Comunicaciones para que adopte las medidas pertinentes para la implementación de la modalidad "abonado llamante paga" (Calling Party Pays) para los servicios móviles, con la idea de promover y difundir el uso de los servicios de telecomunicaciones en régimen de competencia.

Se indicaba que este sistema, denominado comúnmente "el que llama paga" beneficiaba a todos los usuarios ya que otorgaba una opción al servicio básico telefónico, hasta ese momento inexistente, y contribuiría a aumentar la oferta de servicios disponibles en precio y calidad accesibles para gran parte de la sociedad.

Por resolución del año 2003, se aprobaron los nuevos valores de referencia en la modalidad “abonado llamante paga” en las llamadas fijo-móvil, resultando un valor de referencia para estas llamadas muy por encima del valor aplicable a las llamadas entre fijos. Posteriormente, no se efectuaron modificaciones significativas.

A pesar del tiempo transcurrido y que fue objetivo fundamental del decreto lograr el desarrollo de la telefonía móvil, no se obtuvieron justificaciones de la ex Comisión Nacional de Comunicaciones sobre la persistencia de los fundamentos que posibilitasen mantener vigente aquella solución.

Así las cosas y considerando que las normas que regulan el CPP datan de los años 1997 a 2003 y que las mismas no fueron revisadas, fundamentalmente en materia de costos, y que el mercado para el cual se dictaron sufrió un crecimiento exponencial, la Defensoría nacional pide que se revean dichas normas.

Cabe agregar que uno de los fundamentos para la fijación de un valor por encima del correspondiente a llamadas entre fijos, era la de fomentar el uso y desarrollo de la telefonía móvil. Actualmente existirían 60 millones de líneas móviles activas y estarían efectivamente en uso unas 37 millones de líneas móviles, lo cual hace que ese fundamento, hoy, no es tal..

Al momento del dictado de estas normas las empresas que prestaban servicios móviles eran distintas de las que prestaban el servicio básico telefónico, por lo que resultaba conveniente incentivar a las empresas de servicios móviles mediante la aplicación de una tarifa diferencial que las beneficiara.

En aquellos años, la telefonía móvil era considerada como un servicio suntuario y exclusivo para un pequeño sector de usuarios. Tal situación no se mantiene en la actualidad, por lo que tampoco se justificaría la aplicación de una tarifa diferencial para las llamadas de fijos a móviles. A ello se suma que en el 2015 el mercado de telefonía móvil supera ampliamente al mercado de líneas fijas y que para este último, prácticamente, no se hicieron inversiones.

 

Developed in conjunction with Ext-Joom.com

Developed in conjunction with Ext-Joom.com

Developed in conjunction with Ext-Joom.com

Developed in conjunction with Ext-Joom.com

Developed in conjunction with Ext-Joom.com